Salvaje

Unhinged (Derrick Borte, 2020)
Un buen villano pero absolutamente desaprovechado en la historia
★★★★★

Salvaje es un thriller de acción que cuenta con Russell Crowe como principal atractivo, en una historia que, aunque poco novedosa, termina logrando algunos momentos interesantes que pueden conseguir que el espectador entre directamente a la historia y se haga partícipe de ella.

Dirige Derrick Borte, realizador alemán afincado en Hollywood que cuenta con una filmografía poco extensa pero con títulos algo interesantes como London Town (2016), cinta sobre el líder de la banda The Clash, Joe Strummer. Con esta cina, Borte da un giro bastante diferente a la forma de afrontar historias, y nos proporciona además un villano bastante digno.

Rachel vive con sus hermanos tras la separación de sus padres. No lleva precisamente una vida idílica. Pero una mañana, mientras espera a que el semáforo se ponga en verde, entabla una pequeña discusión con un desconocido, que le hará la vida imposible durante todo el día.

Dentro de lo reducida de su premisa, resulta interesante como se ha conseguido que Salvaje dure lo que dura. Es una virtud, hay que reconocerlo. Evita caer en lo reiterativo y trata de aportar cosas nuevas a las clásicas cintas de acoso y derribo. Pero tiene un problema, no termina de convencer la justificación de su villano.

Y es que el concepto de “el mal por el mal”, ya no cuela. Es necesario, al menos, mostrar cierta explicación o cierto sentido a los terribles actos que hace, en este caso, un Russell Crowe bastante bien acomodado en un papel que consigue transmitir ese miedo que se pretende.

Caren Pistorius.

Salvaje (una traducción un poco exagerada) resume básicamente las locuras de alguien que ha perdido el juicio, y ya está. Tiene una cierta lógica, pudiera ser teniendo en cuenta su primera escena, quizá la más aterradora de toda la cinta. Pero al final todo se reduce a eso, a un tipo loco que la toma con la primera con quien le planta cara.

No es una película que refleje muchas cosas, la verdad. No habla de mucho, pero si su objetivo es transmitir angustia, por momentos y cierto regusto a cintas de suspense con poco presupuesto, lo consigue. No encontraremos sorpresa alguna en ella, y quizá con menos sangre hasta colaría como película de sobremesa.

Lo único salvable de la cinta es, como hemos dicho, un Russell Crowe muy bien compuesto en su rol. Y es que consigue llevarse toda la atención, dentro de una cinta que poco o nada tiene que aportar y que incluso con sus clichés, logra algo de entretenimiento. Pero no esperemos nada del estilo a Un día de furia (Joel Schumacher, 1993) o Última llamada (Joel Schumacher, 2002), en donde el miedo más cotidiano, se apoderaba de la historia con justificaciones más que interesantes. Eso es lo que a Salvaje le falta.

Ficha técnica

Guión
Carl Ellsworth
Dirección de fotografía
Brendan Galvin
Música
David Buckley
Montaje
Michael McCusker, Steve Mirkovich, Tim Mirkovich
Formato
2.39:1
Nacionalidad
USA
Duración
90 min.
Distribución
DeAPlaneta
Más información

Comparte: